El Círculo de Quintas: explicación y cómo usarlo

El círculo de quintas es una herramienta que nos permite determinar qué alteraciones necesito para construir nuestras escalas diatónicas mayores y menores.

Básicamente, el círculo lo que hace es poner de manera gráfica, como si fuera un reloj, las relaciones de quinta justa que dominan nuestro sistema musical: el círculo de quintas en sentido horario nos entrega las escalas con sostenidos, mientras que en sentido inverso, las que tienen bemoles.

En la parte inferior del círculo nos encontramos más lejos de Do: tonalidades con muchos sostenidos o bemoles. Si ya sabes utilizarlo y lo que quieres es descargar tu círculo de quintas en PDF, aquí lo tienes:

Círculo de quintas en PDF para descargar

Déjanos tu correo para saber donde enviar el PDF. Además, quedarás suscrito a nuestra lista de correo, donde semana a semana enviamos contenido de valor.

¿Por qué debemos alterar las notas?

Ya dijimos que, con las notas naturales, sólo podemos construir Do mayor, y que para construir cualquier otra escala necesitaremos de sostenidos (♯) o bemoles (♭). Los primeros suben medio tono a una nota, y los segundos la bajan.

Ahora, ¿Por qué debemos alterar las notas? Muy simple.

Para formar cualquier escala mayor, debemos mantener el mismo patrón de 2das que vimos que tenía la escala de Do, es decir: Tono, tono, semitono, tono, tono, tono, semitono (los dos tetracordios).

O visto de otro modo, tenemos que tener los siguientes intervalos desde la tónica: 2da mayor, 3ra mayor, 4ta justa, 5ta justa, 6ta mayor, 7ma mayor.

Si comenzamos desde Sol, y hacemos el ejercicio de ir contando, veremos que la estructura se cumple y es idéntica hasta que llegamos al Fa. Desde Mi a Fa, donde necesitábamos un tono, tenemos medio tono.

Entonces, debemos subir ese fa, a fa♯, para que haya un tono completo (entre mi y fa#). Y para finalizar, entre fa♯ y sol ya hay un semitono así que solo necesitamos de esta alteración para respetar la estructura.

Por ende: La escala de Sol mayor se constituye con las notas sol, la, si, do, re, mi y fa.

Es decir, la única alteración que lleva (y la única nota que la diferencia de Do mayor), sería el fa♯. Toca la escala en tu instrumento.

Ahora, para generar toda la tonalidad de Sol mayor, y ver sus acordes, tendríamos que hacer una tabla con sus acordes principales, secundarios, de la misma manera que lo hicimos para Do mayor.

Su IV sería un C, su V un D, y así. Ahora nuestro centro tonal o eje de gravedad es G, nuestra nueva tónica.

El círculo de quintas es un sistema/herramienta que nos permite agilizar este proceso y darle un orden, para universalizar las 12 tonalidades posibles.

Tetracordios

Dentro de la estructura de la escala mayor, hay un patrón: los tetracordios.

Al hablar de tetracordio o tetracordo, estamos hablando de 4 sonidos, 4 notas sucesivas, que abarcan una 4ta de distancia.

Si nos detenemos en la estructura de la escala mayor, vemos que desde Do a Fa tenemos un tetracordo compuesto de las distancias Tono, Tono y Semitono.

Y luego, desde Sol hasta Do, ¡tenemos el mismo tetracordio!

Dos tonos y un semitono.

Ambos tetracordios terminan con un semitono y están separados por un tono entero de distancia (entre Fa y Sol). O, de otra forma, comenzamos un tetracordio desde la tónica, y otro desde la quinta justa.

La revelación al entender esto viene de que la primera mitad de la escala es igual a la segunda mitad de la escala: dos tonos y un semitono.

Cuando nos toque construir otras escalas mayores, como la escala mayor de G, la de D, etc., se nos hará muy útil este concepto para entender las diferencias y similitudes entre cada escala.

Obviamente, para construir otras escalas vamos a tener que acudir a las alteraciones (sostenidos y bemoles), para subir o bajar un semitono según corresponda, y así formar la misma estructura o forma, pero desde otro punto de partida.

Otra manera de calcular todo esto es por tonos y semitonos, usando la escala cromática. Pero no es de mi agrado: el método de contar semitonos de la escala cromática tiende a generar confusión.

Otras Escalas…

Ahora, para generar toda la tonalidad de Sol mayor, y ver sus acordes, tendríamos que hacer una tabla con sus acordes principales, secundarios, de la misma manera que lo hicimos para Do mayor.

Su IV sería un C, su V un D, y así. Ahora nuestro centro tonal o eje de gravedad es G, nuestra nueva tónica.

El circulo de quintas es un sistema/herramienta que nos permite agilizar este proceso y darle un orden, para universalizar las 12 tonalidades posibles.

Hagamos un ejemplo…

Entonces, si tenía una melodía en Do mayor, que cantaba las notas DO, RE, MI, SOL, para trasponerlo (cambiar de tono) a Sol mayor lo que tendría que hacer es revisar la relación de estas notas con la tónica.

En este caso, DO RE MI SOL son la tónica, 2da, 3ra y 5ta de la escala.

Para pasarlo entonces a Sol mayor y trasponerlo, debo recrear las mismas relaciones pero a partir de Sol: SOL, LA, SI y RE.

Para los acordes es lo mismo: si mi V en Do mayor era G7, para Sol mayor va a ser D7. Y claro: el acorde de D (mayor) contiene la nota Fa#.

Para una progresión puedo hacer el mismo proceso, utilizando los grados de cada tonalidad.

En nuestro canal, encontrarás un video donde tratamos el tema a fondo de manera didáctica:

La Quinta y los Sostenidos

El círculo funciona de la siguiente manera: Como G mayor es muy similar a C mayor, salvo por una nota (el fa♯) será su tonalidad vecina. Esto es, se ubica al lado suyo en el círculo – una aguja del reloj.

Como G está a una distancia de quinta justa a partir de Cpodemos deducir que, para cualquier tonalidad, su tonalidad vecina está a una 5ta de distancia, un paso en el círculo.

O sea, que si vamos avanzando por quintas justas desde C, siguiendo el círculo, iremos encontrando tonalidades cada vez mas lejanas a C, y añadiendo cada vez una nueva alteración (sostenidos en este caso).

D mayor, que está a una quinta justa de G, a un paso en el círculo de quintas, se diferencia de G sólo por una nota.

Pero tendrá 2 notas distintas de C, lo que la hace un poco mas distante.

D mayor, también tiene el fa#, lo que la hará similar a G. Pero se le agrega otro sostenido, que a la vez será la 5ta de FA♯: DO♯.

Por ende, D mayor tiene FA♯ y tiene DO♯. Si seguimos, la 5ta de D sería A mayor: tendrá FA♯, DO♯ y la quinta de DO♯, o sea SOL♯. 3 sostenidos. Y así sucesivamente, vamos añadiendo sostenidos por quintas.

Orden de los Bemoles

A simple vista vemos que al círculo de la lección anterior le falta toda una mitad, que va hacia la izquierda, en el sentido contrario.

Si hacia la derecha avanzamos por quintas y por sostenidos, hacia la izquierda avanzaremos por cuartas, y con bemoles – como un círculo de cuartas.

La 4ta es una 5ta invertida, al revés:

De Do a Sol tenemos una 5ta. Pero de Sol a Do, tenemos una 4ta.

Por eso tiene sentido que hacia el otro lado sean cuartas. Es como decir que son 5tas hacia arriba hacia la derecha (sostenidos), y 5tas hacia abajo hacia la izquierda (bemoles).

A veces le llaman a esto círculo de cuartas, si bien no estoy del todo de acuerdo.

¿Y cómo agregamos los bemoles?

Para construir F mayor, tengo Fa, Sol, La…. Hasta ahí todo bien, pero cuando llego al Si, veo que, donde necesitaba una segunda menor, tengo una segunda mayor. Por ende, bajo el Si a un Si♭, y todo se acomoda. Así obtengo mi 4ta justa desde F, la tónica.

Luego, la tonalidad de F mayor también es vecina de C, ya que tiene fa, sol, la, si♭, do, re, mi, o sea solo una nota distinta de C (Si♭). Seguimos en la dirección hacia la izquierda avanzando por 4tas, y las alteraciones también se añaden por 4tas. Nos alejamos cada vez mas de C mayor.

Tonalidades mayores y menores

Esto no solo es válido para las tonalidades mayores, si no que, como las escalas menores son relativas a las mayores (un “modo”), las situamos en el centro del círculo ya que comparten notas.

Si quieres aprender esto de manera ordenada, te recomendamos chequear el libro Teoría Musical Básica: con él aprenderás a componer y armonizar melodías, qué es el campo armónico, y te dejara más claro el tema de las relativas mayores y menores.

Cómo usar el Círculo de quintas, paso a paso

Con estos 4 pasos lograremos identificar las alteraciones de una tonalidad…

  1. Tener clara la tonalidad que estamos buscando, ¿es mayor o menor?

    Si es una tonalidad menor, debe ir al centro, y utilizar su relativa mayor como referencia

  2. La encontramos en el círculo

    Generalmente, las tonalidades cuya raíz es natural (La, Re, Mi) utilizan sostenidos. Las tonalidades cuya raíz es bemol, utilizan bemol. Es raro encontrarse con La sostenido mayor, por ejemplo. Una excepción es Fa mayor, que es natural y tiene Si bemol.

  3. Encuentro las alteraciones

    Si tengo una tonalidad con sostenidos, subo por el círculo hacia los sostenidos desde el fa# (fa# do# sol# re# etc) hasta llegar a la sensible de la tonalidad que busco (en el ejemplo, es mi ya que re# es su sensible).

    Si es una tonalidad con bemoles, debo seguir el círculo por cuartas desde Si bemol (sib mib lab reb etc) hasta pasarme por uno de la tonalidad que busco. En el ejemplo, es Lab la tonalidad.

  4. Lo anoto en la armadura de clave

    Anoto la armadura en el orden de bemoles o sostenidos, según corresponda.

Círculo de Quintas en PDF:

Déjanos tu correo para saber donde enviar el PDF. Además, quedarás suscrito a nuestra lista de correo, donde semana a semana enviamos contenido de valor.

Artículos relacionados

Respuestas